Zapala volvió a sufrir la falta de combustible

Una extensa caravana de autos ocupó durante gran parte de la jornada de ayer el acceso a la rotonda principal de Zapala. El motivo fue nuevamente la falta de combustible, particularmente de nafta, que obligó a los conductores a agolparse sobre la única estación de servicio Petro-Zapala de YPF.
Según explicaron desde las las diferentes estaciones de servicio, durante la tarde y noche del domingo el turismo terminó por desabastecer a la mayoría de las expendedoras en su regreso hacia la capital.

Importante demanda
Cientos de vehículos emprendieron la retirada de la zona cordillerana como consecuencia de las lluvias del fin de semana. Algunos debieron hacer largas filas antes de concretar la compra para poder regresar.
En la estación de servicio ACA de YPF -ubicada al ingreso de Zapala- sobre Ruta Nacional 22, informaron que la carencia de naftas comenzó la noche del domingo y se extendió hasta la tarde cuando descargó el ansiado camión.
En tanto, la empresa Petrobras sólo contó ayer con gasoil y no pudo informar hasta cuándo sería el faltante.
La estación Petro-Zapala fue la única que recibió combustible cerca del mediodía y pudo continuar con la venta de manera ininterrumpida.

Complicaciones
La hilera de automovilistas que aguardaba para abastecerse tuvo una extensión de entre 100 y 300 metros, lo que generó algunos inconvenientes en el tránsito.
Ninguna de las estaciones pudo asegurar si hoy tendrá combustible. Éstas deben esperar y ver el desarrollo del día a día, pero recomiendan a los viajeros armarse de paciencia. Si bien el faltante no es total, preocupa cómo se repite este problema todos los fines de semana. FUENTE:lmneuquen

El olvido condenó a las víctimas de la matanza de Zainuco

Zapala > Sólo una vieja cruz de hierro oxidada y algunas rocas con rastros de velas derretidas, que fueron encendidas hace ya mucho tiempo, sirven de santuario. Los únicos testigos en pie que quedan de la matanza de Zainuco son un veterano pehuén y un rancho de piedra, que tal vez sea el que se menciona en los relatos de 1916. El viejo cartel instalado por algún gobierno memorioso reposa en el suelo, olvidado, como los ocho presos muertos y la fosa común que comparten hace casi 100 años.
Las pocas personas que pasan cada tanto por allí son lugareños y veranadores, quienes utilizan el paradisíaco valle como sitio de pastoreo para sus animales. En invierno el lugar se cubre de nieve. Los fuertes vientos que corren por el valle vuelan la arena volcánica que cubre los cuerpos de los reos y que, cada tanto, asoma algún resto óseo, para luego ser nuevamente cubierto por la brisa o por algún respetuoso de los muertos. Desde lo alto puede apreciarse la inmensidad del paisaje. Las araucarias sobresalen en la silueta de la montaña. Algunos caballos se alimentan con la fresca hierba. Sobre ese oasis de verdes resalta una pequeña porción seca, donde nada crece, ahí descansan las víctimas.
Para llegar al valle de Zainuco hay que transitar la Ruta Provincial Nº 13, desde Zapala hacia la cordillera hasta Primeros Pinos. Desde allí se deben recorrer otros doce kilómetros hasta el paraje, para luego descender caminando unos mil metros por una huella, trazada bajo las líneas eléctricas que llevan energía a los pueblos cordilleranos. Sobre la ruta no hay señalización del sitio, sólo un cartel que marca el paraje, pero no existe nada que identifique la existencia de las tumbas de los presos. Nada que haga referencia al hecho.
La matanza de Zainuco ocurrió el 30 de mayo de 1916. Las víctimas fueron algunos de los protagonistas de la gran evasión de la U9 de Neuquén, ocurrida el 23 de mayo de ese año.
Según el libro “Zainuco”, de Juan Carlos Cháneton, se presume que al paraje llegaron diecisiete de los evadidos, liderados por el preso Sixto Ruiz Díaz, quienes buscaban cruzar la frontera hacia Chile. Después de andar durante casi una semana, ya exhaustos por la larga travesía y por la dureza del clima de la región en esa época del año, decidieron descansar en el negocio de Fix, donde fueron alcanzados por los uniformados.

Enfrentamiento
Luego de un largo y desparejo enfrentamiento, cayó abatido el líder de los presos, lo que propició la rendición de los otros dieciséis. En el momento en que se disponía su traslado, los uniformados dividieron a los evadidos en dos grupos: ocho fueron trasladados a Zapala; los otros, llevados a unos trescientos metros del rancho y ultimados con un balazo en la cabeza por el grupo de oficiales de la Policía de Neuquén, al mando del comisario inspector Adalberto Staub.
Los cuerpos fueron abandonados en el lugar, algunos semidesnudos, otros con las manos atadas y las ropas ajadas. Una de las víctimas presentaba marcas en sus rodillas, lo que indicaría que fue asesinado en esa posición, aunque en el parte oficial que presentaría más tarde Staub se habla de un nuevo intento de fuga por parte de las ocho víctimas.
El 6 de junio, siete días después de ser muertos, el subcomisario Castro -del destacamento de Aluminé- llegó al lugar, encontró los ocho cadáveres bajo la nieve conservados en prefecto estado y, con la ayuda de algunos lugareños, les dio sepultura en una fosa común.
La matanza fue denunciada por el periodista Abel Cháneton, director del diario Neuquén, quien luego murió en extrañas circunstancias, aunque todo hace presumir que fue asesinado por la Policía provincial.
El veranador Javier Dinamarca, hombre de carácter amable y de rostro curtido por el frío viento, dice que nunca vio a “ningún doliente en la tumba”, aunque “de vez en cuando pasa algún turista a mirar”. El hombre, portador de 86 saludables años, que desde 1935 lleva a sus animales a pastar la zona, asegura que “nunca vio a nadie arreglar el sepulcro” y que cuando los huesos se asoman a causa del viento son los mismos veranadores quienes los cubren nuevamente.
Zainuco fue señalado como sitio histórico e incluso, tal vez, fue visitado por algún funcionario. Hoy se encuentra en el olvido absoluto. Pasaron noventa y cuatro años desde que las víctimas fueron abandonadas en el lugar por sus ejecutores; el resto está igual. El silencioso pehuén, arena, alguna piedra dispersa y la cruz de hierro perpendicular al horizonte son la única referencia de que allí yace alguien. FUENTE: lmneuquen.com.ar

Comentario (de n/redacción). De esa fuga (en la que fue asesinado el Ing Plottier) se separó -antes de Zainuco- Martín Bresler (boer radicado en S. M. Andes) quien pasó por Quechuquina y atravesó la Cordillera nevada por Pº Ilpela. Viajó a Estados Unidos y se enroló para combatir en la Primera Guerra Mundial, regresando condecorado, para entregarse. Lo que sigue es Leyenda.

Neuquén: Ruta 40 2011

La segunda edición del “Desafío Ruta 40” se disputará entre el 3 y el 14 de abril de 2011 y hará base nuevamente a la provincia del Neuquén; ésta vez, en la ciudad de Zapala. La localidad ubicada en el centro geográfico neuquino recibirá a los competidores al término de la cuarta etapa, el 7 de abril, y será el lugar desde el cual partirán al día siguiente para completar la etapa cinco en San Rafael (Mendoza).
La extensa competición durará 12 días y transitará por 11 provincias a lo largo de más de 5.000 kilómetros por la emblemática Ruta 40.
Esta ruta es mundialmente conocida, ya que a través de ella, se accede a varios de los centros turísticos más reconocidos de la Argentina, por lo que esta prueba será una nueva oportunidad para mostrar al mundo las bellezas de este territorio.

Zapala: internas en comunidad mapuche

Se profundizaron las diferencias internas en la comunidad mapuche Gelay Ko al conformarse dos comisiones directivas. Por tal motivo hubo denuncias en la comisaría de esta ciudad por sustracción de documentación y violencia.
Tras surgir una nueva comisión directiva en la comunidad mapuche Gelay Ko de Barda Negra, la nueva inal lonco, Cristina Lincopan señaló que el mandato de la anterior comisión estaba “vencido” y era “irregular”.
Lincopan informó que miembros de esa comunidad se reunieron el 23 de octubre pasado en la casa del actual lonco Rodolfo Millape para elegir los nuevos integrantes. “Allí se eligió democráticamente las nuevas autoridades y al estar la mayoría presente, el lonco Elías Maripan de la Confederación Mapuche Neuquina y el werken por la Zona Centro, Martín Maliqueo, avalaron la reunión.

Denuncias
La flamante lonco también señaló que las autoridades anteriores, Jacinto Claleo y Silvia Claleo, violaron los principios mapuches con sus conductas, buscaron beneficios personales en contra de las necesidades de la comunidad e hicieron acuerdos secretos y económicos con la petrolera Apache, con el Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) y otros organismos financieros que serán impugnados. “Acá hay dinero de por medio y está la comuna (de Ramón Castro) en apoyo de ella”, denunció Lincopan quien aseguró que todo está en manos de abogados.
Un día después de llevarse a cabo la asamblea, Silvia Claleo también conformó su propia comisión y ahora lidera como lonco. “La comisión de Rodolfo Millape no cuenta con el aval de la comunidad ni de la asamblea. Ellos han decidido profundizar la situación de conflicto y Martín Velázquez es el promotor de esta nueva asamblea y de querer dividir aún más la comunidad”, explicó Claleo.
“El día de la asamblea nos maltrataron verbalmente, nos robaron la documentación del vehículo y quisieron apropiárselo violentamente porque no los avalamos como autoridad directiva. Siempre los hemos convocado porque insistimos en el diálogo para resolver los problemas, pero parece que es más práctico hacer comunicados de prensa que resolver los conflictos en la asamblea”, comentó.

Solicitan reabrir el diálogo
Tras presentarse como nuevo interlocutor de la comunidad Gelay Ko, Cristina Lincopan amenazó con volver a reiniciar el conflicto con la empresa Apache si hoy no se reabre el diálogo.
Las instalaciones de la planta de producción gasífera y pozos petroleros ubicados en el Anticlinal, a 34 kilómetros de Zapala, fueron tomadas por un sector de integrantes de esa comunidad en septiembre pasado en reclamo del reconocimiento de sus derechos. En esa oportunidad, lograron bloquear el suministro de gas a esta ciudad y Las Lajas durante doce horas, y si bien desembarcó rápidamente en el lugar una importante cantidad de integrantes del Grupo Especial de Operaciones de la Policía (GEOP) y autoridades de la Dirección Seguridad con una orden de desalojo del Juzgado de Instrucción Zapala (que finalmente no se concretó), alcanzaron un acercamiento con autoridades de la empresa y representantes del gobierno provincial. FUENTE: lmneuquen

Zapala: Cortan la Ruta 22

Los transportistas de Zapala volvieron a cortar rutas en reclamo de fuentes laborales en el centro neuquino.
Después de permanecer varios días sobre la Ruta Nacional 40 norte, a la altura del nuevo parque industrial, la medida de fuerza se trasladó ayer hacia la Ruta Nacional 22, a la altura del paraje El Cristo. Como se trata del acceso principal a la ciudad, la protesta generó una fuerte congestión vehicular en toda la zona.